Si tienes una duda sobre cualquier tema te diriges al navegador, ingresas a Google y colocas la pregunta que quieres resolver. Probablemente entre las respuesta a tu consulta encuentres varios artículos de blogs. Eliges el título que te parezca más atractivo, haces clic en el link y encuentras la información necesaria en apenas unos minutos. ¿Estamos de acuerdo en que los blogs pueden ser sumamente útiles? (Además de populares entre los usuarios de internet).

¿Te has puesto a pensar en las ventajas que podrías conseguir creando un blog para tu empresa?. Aunque a simple vista puedas llegar a pensar que más allá de conseguir algo de notoriedad en internet no obtendrás ningún beneficio, déjanos decirte que esta apreciación es totalmente falsa. Pero vayamos por partes: empecemos explicándote que es un blog.

¿Qué es un blog? 

En sus inicios, los blogs eran páginas personales en las que se compartían por lo general datos de lifestyle o anécdotas de los autores. Tuvieron una época en la que muchos se hicieron famosos y sus escritores ganaron gran notoriedad. Los tiempos cambiaron y los blogs dejaron de ser exclusivos del ámbito personal e incursionaron en el mundo corporativo.

Un blog es una herramienta digital utilizada por las empresas para atraer a potenciales clientes, fijar una posición de experto ante determinados temas y desarrollar engagement con sus seguidores.

 ¿Cuál es la diferencia entre un blog y una web corporativa?

Una web es el canal que dirige la estrategia de marketing digital de cualquier empresa. Comprende los siguientes puntos:

  • ¿Quiénes somos?
  • Misión/Visión
  • Contacto
  • Productos

Un blog, en cambio, es una herramienta que complementa la estrategia de contenido de una empresa y busca situarla como experta dentro del rubro en el que se desarrolla. Uno de los errores más comunes de los emprendimientos, al lanzar su blog, es centrarse en crear entradas sobre sus servicios o productos.

Una de las similitudes entre una web y un blog es que ambos tienen un corte informativo, y el segundo, debe enfocarse principalmente en acompañar al usuario en su proceso de compra, a la vez que le brinda información relevante. 

¿Cuáles son los beneficios que puedes obtener al incorporar un blog a tu estrategia de contenido?

Son muchos, entre ellos: 

  1. Atraer a nuevas audiencias. 
  2. Potenciar tu presencia de marca.
  3. Darte a conocer como emprendimiento. 
  4. Generar leads. 
  5. Generar tráfico a tu web, etc.

¿Estás pensando en abrir un blog? ¡Nosotros te ayudamos, escríbenos!

No olvides compartir este artículo y seguirnos en nuestras redes sociales: Facebook, Instagram y LinkedIn.

Previous Post
Newer Post